Prepagas

prepagaPronunciamiento sobre conflicto

Se dieron a conocer declaraciones del Presidente de la Asociación Civil de Actividades Médicas Integradas (ACAMI), quien anunció que a partir del lunes 17 de septiembre de 2012, las clínicas y sanatorios van a restringir la atención y otorgamiento de turnos a los afiliados directos de las entidades de medicina prepaga.

La decisión anunciada por las entidades que representan a las clínicas y sanatorios privados, se avizora como una medida extrema que afecta y menoscaba los derechos -constitucionales y legales- que le asisten a los usuarios del sistema prepago de salud.

En efecto, la restricción en el otorgamiento de turnos o el cobro de copagos (por encima de las cuotas), lesiona el derecho de los usuarios a la protección de su salud e intereses económicos, a recibir adecuada atención médica y a la calidad del servicio, generando desigualdades inaceptables en la atención que infringen la obligación constitucional de asegurar un trato digno y equitativo.

No puede pasarse por alto que los usuarios del sistema médico prepago -que esforzadamente pagan las cuotas del servicio- resultan absolutamente ajenos al conflicto suscitado, pues se trata de un problema de índole inter-empresarial entre entidades y prestadores.

De esta manera se coloca a los usuarios del sistema en un estado de extrema indefensión, pese a que ellos son, precisamente, los sujetos más débiles a los que la Constitución y la ley procuran especialmente proteger.

Esta Defensoría exhortó a los presidentes de la Asociación Civil de Actividades Médicas Integradas (ACAMI) y de la Asociación de Clínicas, Sanatorios y Hospitales Privados de la República Argentina (ADECRA), a fin que se abstengan de adoptar cualquier medida que pueda afectar o lesionar los derechos constitucionales y legales que le asisten a los usuarios de los sistemas de medicina prepaga y, en particular, dejen sin efecto la medida de restringir los turnos de atención en clínicas y sanatorios así como el cobro de copagos.